This forum is closed for posting. Please, join us in our Discord server at discord.gg/regnum. See you there!

Go Back   Champions of Regnum > Español > La Taberna

La Taberna Un lugar para conversar sobre casi cualquier tema

Reply
 
Thread Tools Display Modes
Old 03-02-2009, 03:23 PM   #11
carlosthor
Master
 
carlosthor's Avatar
 
Join Date: Dec 2006
Location: castellon, españa
Posts: 386
carlosthor is on a distinguished road
Default

Impresionante elen!!!!

Mis felicitaciones y espero que sigas
__________________
carlosthor, conjurador de Ignis, Porfin 50!
werthor barbaro lv 35
LA HORDA SHINIGAMI Siempre recordare the chosen
carlosthor no ha iniciado sesión   Reply With Quote
Old 03-04-2009, 11:00 PM   #12
carlosthor
Master
 
carlosthor's Avatar
 
Join Date: Dec 2006
Location: castellon, españa
Posts: 386
carlosthor is on a distinguished road
Default

AAAAAAAAAAAA que hace esto tan abajo!!!!!

Venga arriba!


Arriba!!!

No te lo vuelvo a repetir... arriba!
__________________
carlosthor, conjurador de Ignis, Porfin 50!
werthor barbaro lv 35
LA HORDA SHINIGAMI Siempre recordare the chosen
carlosthor no ha iniciado sesión   Reply With Quote
Old 03-05-2009, 12:02 AM   #13
hugolituss
Apprentice
 
Join Date: Feb 2008
Location: en casa
Posts: 86
hugolituss is on a distinguished road
Default

Apa, apa, apa.....
Ha aparecido el nemesis de Lobo, ¿ha aparecido el nemesis de Lobo???
¿Sera Norkul quien pueda detener a aquel llamado el Maldito, o quizas, reconociendose como pares, no en el combate, sino en su rebeldia, aunen fuerzas para forjar un nuevo Reino???
Perdon Elen, me cuesta no asociar a Norkul con Lobo, la historia esta hermosa, la violencia desatada es la justa, solo noto algun defecto de redaccion, a mi gusto nomas, es como que quisiste poner todo de golpe, y no hablo de la historia, sino de cada post, me dan la sensacion de "decilo todo rapido y de memoria" , no se si me explico, es como que le falta aire entre los sucesos, ojo, es mi apreciacion personal, luego edita alguna que otra mayuscula perdida q falta, espero no te ofendas por lo que te digo, solo puedo decirte que va con la mejor onda
Gracias por compartir tu relato con nosotros.
Saludos.
Hugo.
__________________
Hugo
El que me conoce, sabe como ubicarme ...
hugolituss no ha iniciado sesión   Reply With Quote
Old 03-05-2009, 12:18 AM   #14
elendriel
Count
 
elendriel's Avatar
 
Join Date: Aug 2007
Posts: 1,565
elendriel is on a distinguished road
Default

jajaja para nada :-D

Bienvenidas las criticas, y sí, se que peco de querer contarlo todo rápido :-D
__________________
エレンドリエルウィルンニエドSuicida Foro Horda 死神 e Ignis
神風な死女神
  乱麻  壊滅  勇気   恐怖    不羈
elendriel no ha iniciado sesión   Reply With Quote
Old 03-16-2009, 10:46 PM   #15
elendriel
Count
 
elendriel's Avatar
 
Join Date: Aug 2007
Posts: 1,565
elendriel is on a distinguished road
Default Capítulo V. Quimeras(Parte I)

Capítulo V. Quimeras I

La gran batalla en la muralla de Ignis, causó bajas en todos los reinos, pero principalmente en Syrtis y Alsius, donde todos sus generales y muchos de los guerreros élite fallecieron.
En Alsius nueva reestructuración en los cargos se hizó, y se dió el control del ejército y de todas las investigaciones Gunnar Friendbane, que había demostrado grandes dotes de liderazgo y talento natural para la guerra, los otros generales serían Gunfar, Roderic que estarian en la zona más interna del reino, donde reclutan a los guerreros y les enseñan lo básico. Luego Kervyn Carindweller, Ingmar el Maldito y Peltric Hardback serían los nuevos generales de Alsius.

En Syrtis también se reestablecieron los generales y nombraron a dos generales, la joven Larissa Goldenheart y Barad Spellstrike.

En Ignis, aunque la victoria fue amarga y muy dura, se contabilizaron cerca de 200 muertos entre sus filas y más de 500 heridos, algunos se recuperarian de las heridas, y otros jamás podrían regresar al campo de batalla, se decidió esa noche hacer una gran fiesta de celebración, para ahogar las penas, en Medenet.

Por la noche, grandes truenos y luces multicolor resplandecían en el cielo de Medenet, mientrás el reino estaba de celebración, bebiendo y comiendo. Grupos de gente se acercaban a saludar el grupo de héroes que estaban apartados del mogollón de gente, Norkul, Alexia, Sigfrid, Sultar y los Wilnnied estaban apartados del resto, charlando.
- Me dijeron que tu martillo se rompió en la batalla -dijo Sigfrid
- Sí, quedó inútil, no sabía que estuviera en tan mal estado, pero le tenía demasiado apego, así que recogí los pedazos
- Me lo puede dar, miraré a ver como te lo puedo reemplazar
- Aquí tiene, aunque ya no tiene posibilidad de ser reparado – Dijo sorprendido y extrañado

Con el tiempo, la relación entre ellos se fue estrechando, forjando así gran amistad. Norkul, seguía sin querer saber nada del ejército, pero acompañaba a sus nuevas amistades en algunas misiones, ahora sin su martillo, mejorando su lucha a dos espadas, aunque siempre echaba de menos su viejo martillo, único objeto que le quedaba de su antigua vida, de cuando aún vivía su anciana madre.

Ignis, tras esa batalla fue teniendo mayor dominio en la guerra, todas las batallas que hacían salían victorosos, y de cada vez, al grupo se les enviaba a misiones aún más peligrosas y complicadas, misiones que a veces debían regresar grupos de hombres cinco veces mayores que su cantidad, cosechando éxito tras éxito.

Un día se convocó a los seis para una misión especial en el cuartel general de Altaruk
- Saludos, valerosos guerreros – dice Gazzan Fenixsteel
- Tenga mis saludos – Contestó Sigfrid arrodillandose ante el general, en muestra de respeto - ¿Qué es lo que requiere de nosotros, su señoría, con tanta prontitud?
- Guarda las formas, conmigo – espetó el general – Sé que no soy muy querido entre vosotros, ni el ejército. Y en muchas ocasiones, aunque haceis un gran servicio al ejército y al reino, sois un problema. Que os quede claro, que si estuviera en mis manos me deshacería de vosotros
- Gazzan, son nuestros mejores guerreros, y requerimos de sus servicios, no los hagas enfadar
- Vaya, ¿Qué haces aquí Valcanna? Pensaba que estabas en una misión
- Ya la terminé, y me han comentado lo que traman los nobles.
- ¿Para qué se nos ha convocado aquí? Espero que no sea para verlos discutir, sobre estupidezes, tengo otras cosas que hacer, a parte de escuchar a dos militares inútiles – Contestó Norkul
- Bien, vayamos al grano, requerimos que os infiltreis en el reino de Syrtis, y captureis un objeto, más adelante se os especificará donde esta y como es, por ahora no necesitais saber más. También se os informará de cuando debeis partir, así que preparad todo lo que debais.
- Sin más información no creo que podamos realizar la misión. - Respondió Sultar
- Se os ha dicho, que ya se os enviará la información detallada, ahora marchad, y no probeis de ir lejos ni evitar realizarla, que sereis observados. Ahora salid de aquí- Respondió rudo el General- !Marchaos todos ahora mismo, es una orden!

Norkul fue a descansar por primera vez a la casa que había comprado medio año atrás en la ciudad Meleketi, en el piso más alto, una casa que constaba de dos habitaciones, y una sala donde podía tener las armas y armaduras, además de una cocina y un comedor, y además la casa dispone de un aseo, con acceso directo al foso negro.

De mientrás en la capital del Imperio Alsirio, en Montsorgnir, los nobles y el nuevo gran general discuten sobre los avances de los planes.
- ¿Cómo andan los experimentos, Gunnar?
- Sin progreso alguno, no logramos mantenerlos durante más de un minuto alguno.
- Da prisa a sus hombres, quiero progresos para el próximo mes, deben de estar listos este año, muy tarde el año entrante, comprendido.
- Sí, mi señor – Respondió Gunnar con una expresión de rabia, y se retiró a sus aposentos

En Syrtis, también estaban realizando sus propias investigaciones.
- Mi señor, debemos obtener la piedra completa, sin ella no obtendremos resultados satisfactorios
- Comprendo, su excelentísima señoría, voy a poner a trabajar a los alquimistas y magos en ello, para que la obtengan.
- Haced lo que haga falta para obtenerla, saquead, matad, lo que sea, pero hay que obtenerla, y cuanto antes, Barad.
- Pongo a mis mejores hombres en ello, aunque tengamos que llegar al fin del mundo obtendremos la piedra completa
- Eso espero. No quiero errores ni más fracasos, sino tengo preparada en la cámara una nueva máquina de estiramiento de los miembros.

Las semanas pasaban, y la casa en la que inicialmente le daba sensación de calma y paz, empezaba a ser opresiva, una sensación de agobio y de soledad inundaron a Norkul, algo no funcionaba bien. No tener ninguna noticia, de lo que se había hablado en aquella misteriosa reunión en Altaruk, le preocupaba, tampoco parecía haber señales de vida de sus amigos; así que decidió hacer una visita a Sigfrid en Altaruk, alquiló un caballo al herrero de Meleketi, y se dirigió a Altaruk. Era media hora de camino a galope para llegar a Altaruk, finalmente llegó a la casa de Sigfrid, desmonta del caballo y toca en la puerta de la casa, pero nadie responde. Piensa que es extraño que a estas horas no esté Sigfrid en casa, que estara pasando, se pregunta.

Decide ir a ver a Wilnnied, que tampoco lo encuentra, aún más sorprendente, así que decide regresar a casa y devolver el caballo alquilado.

Pasan dos semanas más y no hay rastros ni de sus amigos ni de la misión, haciendole un ambiente cada vez más opresivo.

Mientrás los nobles se reunen con los generales
- Gazzan ¿Confias en ellos que cumpliran la misión sin rechistar?
- Sí, sé que tendrán éxito, esta todo planeado perfectamente para que no haya interferencias
- ¿Cuando va a iniciarse la misión?
- Inmediatamente, ya he enviado las cartas negras con la información necesaria para llevar a cabo esta misión, pronto las deberian recibir, mi señor.

Al amanecer del décimo día del quinto mes, se presenta un señor con atuendos negros, que le cubren el rostro y todo el cuerpo, en la casa de Sigfrid, toca a la puerta.
- ¿Eres Sigfrid?
- Sí
- Se me ha ordenado que te entregue esto, y que le des esta carta al bárbaro Norkul, que no puede ser abierta hasta su recepción. Y me han dicho que te diga que el resto ya ha sido informado. Adiós - se despide friamente

Sigfrid coge la carta que le es entregada en mano, es un sobre negro, con un sello misterioso y al lado del sello que no logra identificar, ve el sello de la nobleza ignita.
Abre la carta, y pone que la misión empezará en 4 horas, así que decide partir inmediatamente, se pone la armadura, y una ropa larga para cubrir su armadura, y recoge las armas. La misión será dura, así que necesitaran muchas provisiones.

Tras media hora de galope llega a casa de Norkul, que a la vez se presenta Sultar y Alexia.
- Saludos Sultar y Alexia
- ¿Vosotros dos también habeis venido aquí?
- Sí, teniamos que entregarle algo
- ¿Terminasteis los ajustes?

Exacto, ahora sus armas serán las más poderosas que jamás se hayan creado, en manos de posiblemente el guerrero más poderoso que jamás ha existido.

Finalmente tocan fuertemente la puerta. Norkul en unos segundos abre la puerta.

- ¿Qué pasa?
- Saludos bárbaro
- Oh – Exclama sorprendido - ¿Qué haceis aquí?
- Tenemos trabajo que hacer.
- Lo siento amigos, pero no os puedo acompañar, no estoy listo aún
- ¿Cómo que no?- Pregunta Sigfrid
- No he conseguido reemplazar el arma destruida en la batalla
- Ah – Dice Sigfrid – Por ello no te preocupes, Alexia por favor

- Aquí tienes tu viejo martillo mejorado, es un material único, pero Sigfrid lo consiguió reparar y yo lo he hecho más resistente. Parece que el viejo encantamiento de fuego estaba débil, así que Sultar lo mejoró haciendolo aún mucho más poderoso que jamás fue.
Además te he traido estas dos espadas, cada una con un hechizo, una de daño eléctrico y otro de daño de hielo, espero que te gusten. - Dijo Sigfrid
- Oh – Exclamó impresionado Norkul – Increible.

Cogió el martillo, y sintió como una fuerza desconocida apareciera de su interior, entró en casa, lo dejó sobre la mesa y se pusó su armadura, una de las armaduras más ligeras existentes. Se colocó el martillo en la espalda, y se pusó en las fundas las dos espadas, cada una a un lado de la cintura. Listo para luchar.
- Perfecto, ya estoy listo para partir.
- Antes debemos leer la carta.

Sigfrid le entrega la carta al bárbaro, y éste la abre, la carta pone:

Saludos guerreros,

La misión es la siguiente:

Obtener una caja de color dorado, en la que hay cierto objeto, esta caja esta protegida magicamente que solo puede ser abierta con un hechizo, así que no intenteis abrirla, o sino la destrucción será vuestro único destino.
La caja se encuentra oculta en alguna casa en la aldea de Ilreah, la aldea más alejada, en la zona más interna de la República de Syrtis, y debereis encontrar la forma de acceder a ella sin ser descubiertos.

La casa en la que se encuentra la caja esta en la parte central, la distinguireis porque esta abandonada.

Los objetos necesarios para entrar la muralla han sido entregados a uno de vosotros.

Recordad, esta misión es completamente secreta, debeis evitar cualquier enfrentamiento y encuentro con enemigos o aliados.

No queremos errores, y si regresais con las manos vacías, no realizais la misión o lo que sea que no entre dentro esta simple misión, sereis ejecutados inmediante sin remisión.

Se despide, el Honorable General Gazzan Fenixsteel
__________________
エレンドリエルウィルンニエドSuicida Foro Horda 死神 e Ignis
神風な死女神
  乱麻  壊滅  勇気   恐怖    不羈
elendriel no ha iniciado sesión   Reply With Quote
Old 03-16-2009, 10:46 PM   #16
elendriel
Count
 
elendriel's Avatar
 
Join Date: Aug 2007
Posts: 1,565
elendriel is on a distinguished road
Default

-¡Cuidado! - Grita Sultar – Esta carta lleva un encantamiento de destrucción

Sultar recoge la carta y con un hechizo la envia lejos, y se ve como la carta se incendia, desprendiendo llamaradas de color azul, destruyendo por completo la carta sin dejar rastro de ella.

- No lo entiendo – dice Sultar – Esta misión es extraña, más de lo que pudiera parecer, usan un hechizo de destrucción del pergamino, y no uno cualquiera, sino un hechizo de magia ancestral, magia prohibida que nadie debería usar. Esto es preocupante.
- Debemos partir, y a ese general ya le devolveremos el favor de las palabras. Tengo curiosidad de saber que es lo que traman, como dice Sultar esto esta empezando a apestar -respondió Norkul-
- Partamos, en la puerta de muralla nos deberian estar esperando los Wlnnied.
- Partieron hacia la muralla, para encontrarse con el resto del grupo, tras varias horas cabalgando finalmente llegaron a la gran muralla de Ignis, una muralla de una altura de 20 metros, pintada de un color gris oscuro, casí negro.

Donde los estaban esperando, se saludaron, y decidieron salir hacía el reino de Syrtis, tomaron caminos seguros donde no se encontrasen ni tropas aliadas ni enemigas, aunque el camino fuera más largo, así evitaban encuentros innecesarios. El problema llegaria en cuanto llegaran a muralla, ¿como entrarian sin ser vistos? Pronto llegarian a la muralla, llegaron al anochecer del segundo día de viaje a la muralla. Ahora el problema de cruzar sí que cruciaba, como lo harian sin ser vistos. Pero según la carta uno de ellos tenia los medios para hacerlos entrar.

- Bien, creo que deberiamos ir a la parte norte de la muralla, hacía Algaros, creo que será la mejor entrada, en la playa que hay en esa cara – dijo Leoamros Wilnnied

El grupo continuó su camino hacía esa cara, y tras una hora más de camino llegaron.
- Ahora tened estas pociones -Dijo Leoamros- Os permitirá cruzar la muralla. Las debeis tomar y rociaros el cuerpo entero con ellas, sino no haran el efecto deseado
- Yo no la necesito, pero gracias – dijo Sultar -

Todos tomaron la poción, menos Sultar que conjuró un hechizo en una lengua desconocido haciendo que su cuerpo levitara, hasta levantarse más de 50 metros, que era la altura que había en la muralla, y la cruzó.

La poción empezó a hacer efecto, y observaron como sus cuerpos se iban volviendo ligeros, y perdiendo el sentido del cuerpo, hasta ver que los cuerpos se volvieron completamente etéreos, fantasmales.

- Bien, debemos cruzar antes de que el efecto desaparezca, dura solo unos segundos.

Y todos cruzaron la muralla, más gruesa de lo que parecía, había como 20 metros de grosor, justo cuando salieron, el cuerpo volvió a volverse opaco, a volver ser sólido.
- Perfecto, salió bien. Sultar estas loco, ¿Por qué no lo tomaste?
- Porque no había necesidad para ello, y podía cruzar sin ella, no había ningún tipo de protección mágica para este truco, parece que ha desaparecido la vieja magia, ya no la recuerdan, mejor.
- Y, ¿si hubiera habido?
- Pero no había - dijo cortante.

Y decidieron continuar, tenian que evitar el pueblo de Korsum a partir de ahora el viaje debía ser continuado a pie, dejaron los caballos fuera de la muralla. Fueron por la playa, por suerte a esas horas de la noche no había nadie por la playa.

Aparecieron algunos Aquantis que los atacaron, Sultar y Leoamros los eliminaron lanzando una bola de fuego cada uno. Fue el único contratiempo, continuaron el viaje por la playa, debían llegar al teletransportador, según había dicho Yllathana Soulstouched, la esposa de Leoamros; el teletransportador estaba pasado la ciudad de Fisgael, la ciudad más importante de Syrtis, así que debían tener mucho cuidado, y procurar llegar antes del amanecer, antes de que el ajetreo diario del reino regresara, y hubiera mucha gente por alrededores.

Cuando estuvieron cerca de la ciudad, y para asegurarse de no ser detectados, Leoamros repartió unas pociones a sus compañeros, que confiando en él se las bebieron. A los pocos segundos, observaron como los cuerpos de sus compañeros iban desapareciendo, también los suyos, ya no eran visibles, habían conseguido ser invisibles completamente, para poder moverse libremente por el territorio sin ser vistos.

Previamente había explicado la localización del teletransportador y como funcionaba, ya que no se verían entre ellos, y donde se debían encontrar.

Vamos debemos ser rápidos, el efecto de estas pociones solo dura media hora, y debemos cruzar el teletransportador. Debemos de vigilar, y ser sigilosos aunque seamos invisibles.

Así que partieron hacía el teletransportador, que en un cuarto de hora llegaron a él. Leoamros llegó el primero, y vió el encargado del teletransportador, así que decidió lanzarle un hechizo de sueño leve, para que no viera que funcionaba el teletransportador y sospechara que algo raro ocurría, además de un hechizo, para crear nuevos recuerdos, y porque se había dormido.

Seguidamente le siguieron sus compañeros, el último en cruzar fue Norkul, que de una cosa sí que pecaba, tenía sentido de la orientación muy malo, por lo que se perdió en el camino, y tuvo que volver a reorientarse.

Finalmente llegaron al punto de encuentro, en el bosque de Marelah, donde los efectos de la poción de invisibilidad desapareció. Allí se reencontraron para continuar con el viaje a la aldea de Ilreah. Ahora tenían que comportarse como uno más, y pasar completamente desapercibidos, así que se cubrieron con las capuchas y marcharon a la aldea.

En el camino se encontraron, con algunos aprendizes entrenando con su maestro, Sultar escuchó las clases que daba el maestro al alumno.

- Vamos ataca con fuerza... Así no... El golpe de espada de arriba a abajo, vamos, Ferraje, ¿eres inútil o qué?Pegas más flojo que una niña noble que no ha roto un florero en su vida.

El joven aprendiz, lleno de rabia, atacó a su maestro con una furia y fuerza inusitada, dandole unos golpes increiblemente precisos y fuertes, por su cortisima edad, posiblemente no debía tener más de nueve años.

- Felicidades, así es como...

La conversación se fue apagando así como se alejaban, pero dejó un aire de preocupación en Sultar, como si hubieran conocido quien debiera cambiar sus vidas para siempre.

Finalmente llegaron a la aldea, la aldea estaba aparentemente vacía, muy tranquila, no había movimiento, menos del que debería haber a pesar de ser de bsatante reducido tamaño, eso los preocupó algo, pero no le dieron mucha importancia. En la plaza del pueblo identificarón inmediatamente su destino, la descripción era clara, encontrar una casa que estaba deshabitada hace años, y claramente era esa casa que se encontraba en el lado oeste de la aldea. Se dirigieron a la casa, la puerta estaba cerrada, pero Yllathana usó un hechizo que conocía de apertura, abriendo la cerradura que impedía su acceso.
Entraron en la casa, se oia el suelo crujir a sus pasos, un fuerte olor emanaba de todos lados, la casa estaba llena de tela de arañas, y del techo se vió aparecer una enorme araña, jamás habían visto una araña de ese tamaño, que les atacó. La araña lanzó de su boca un líquido viscoso, que consiguieron esquivarlo por poco, y golpeó a una mesa que había detrás suyo. Vieron como la mesa se disolvía lentamente por ese líquido corrosivo.
Alexia, desenfundó su espada y atacó fuertemente atacando a la cabeza, pero la espada no lograba penetrar la dura piel que protegía a la araña. La araña volvió a rociar con su veneno, que golpeó levemente a la guerrera, obligandola a desprenderse de su túnica, ya que el veneno corría todo lo que tocaba, hasta destruirlo completamente.

Sultar y Leoamros combinaron su magia, haciendo salir del suelo poderosas estalagmitas, consiguiendo que estás penetraran la dura piel de la araña y herirla levemente, la araña se levantó con las patas trasera para esquivarlas, pero Alexia se recuperó del anterior ataque y logró hacer un ataque certero en el cuello de la araña, decapitandola.
Pero no hubo tiempo para celebraciones, ya que una enorme roca proveniente del cielo, y destruyendo el techo de la casa cayó hacía donde ellos estaban.
__________________
エレンドリエルウィルンニエドSuicida Foro Horda 死神 e Ignis
神風な死女神
  乱麻  壊滅  勇気   恐怖    不羈
elendriel no ha iniciado sesión   Reply With Quote
Old 03-18-2009, 07:05 AM   #17
hugolituss
Apprentice
 
Join Date: Feb 2008
Location: en casa
Posts: 86
hugolituss is on a distinguished road
Default

Quote:
Originally Posted by elendriel

-¡Cuidado! - Grita Sultar – Esta carta lleva un encantamiento de destrucción

Sultar recoge la carta y con un hechizo la envia lejos, y se ve como la carta se incendia, desprendiendo llamaradas de color azul, destruyendo por completo la carta sin dejar rastro de ella.

.

Elen, chan-chan, chan chan chan cha, chan chan chan cha, chan chan chan cha, chan chan parabaaaa, parabaaaa, parabaaaa, para
( naa, si tarareando Mision Imposible soy re nabo )

Ahora en serio, me gusta, te tomaste tu tiempo y dio sus frutos, no pense que podia venir de invasion el asunto, y lo de la araña en una casa abandonada, pero no cualquier araña, me dejo intrigado.

Espéro la continuacion con ansia.
Abrazo.
Hugo.

P.D.: Y se podra reclutar al joven Kirk ???
__________________
Hugo
El que me conoce, sabe como ubicarme ...
hugolituss no ha iniciado sesión   Reply With Quote
Old 03-30-2009, 12:46 PM   #18
elendriel
Count
 
elendriel's Avatar
 
Join Date: Aug 2007
Posts: 1,565
elendriel is on a distinguished road
Default Capítulo VI. Quimeras (Parte II)

VI. Quimeras (II)

El fin parecía que se acercaba para el grupo, Norkul veía como de esta no saldría con vida, estaba temiendo lo peor al ver como el techo se precitaba hacía él, además de una roca envuelta en llamas iba cayendo a la velocidad de un trueno, posterior al rayo.

Pero los magos reaccionaron rapidamente, conjuntamente empezaron a invocar un conjuro de protección creando un poderoso escudo mágico alrededor del grupo, parando el impacto de los fragmentos del frágil techo y de la poderosa y terrible bola de fuego, que impactó sobre el escudo causando una gran explosión y acabando de alertar a los habitantes del pueblo.

- Por Karnath, ¿Qué es esto?
- ¿Qué esta ocurriendo?¿Cómo apareció esa araña monstruosa? Y esa roca gigante. Jamás había visto ni oido hablar nada de eso.

Ya no había tiempo ni para la conversación, los guardias aparecieron en las ruinas de la vieja casa, y rodearon a los que consideraron sus enemigos. Preparados para luchar a muerte, con sus espadas, arcos, lanzas y báculos preparados para cargar.

El grupo se agrupó espalda contra espalda, para poder cubrir todas las areas y protegerse mutuamente. Leoamros no esperó ni un instante e invocó un hechizo en el que apareció una nube negra sobre las cabezas de los enemigos y rayos empezaron a caer de ellas durante un corto periodo, matando a varios de los guardias.

Sultar no se quedó atrás e invocó una versión débil de su hechizo favorito, que él bautizó el Terror de Sultar, y que algunos brujos aprendieron esa versión. Calaveras envolvieron a los guardias causando la muerte instantánea de muchos de ellos, y quienes resistían la muerte, quedaban noqueados al suelo sufriendo un terrible dolor físico y psicológico, despertando sus peores pesadillas, había un guardia que veia como enormes serpientes le atacaban, otro veia como un dragón lo devoraba vivo, la ilusión del terror hacía su efecto más atroz. Norkul aprovechó ese estado de pánico para rematar a los enemigos golpeando un poderoso golpe en el suelo haciedo temblar la tierra y crear una fuerza destructiva que impactaba en los enemigos matandolos por aplastamiento.

Alexia con su lanza, la clavó a varios guardias magos, para impedir que conjuraran sus hechizos ofensivos o defensivos, matandolos antes de que pudieran invocar nada. Yllatahana invocó un Lich Oscuro del cual ella controlaba su espíritu y su mente, para acabar con la vida del resto de los guardias.

Debemos encontrar la maldita caja, antes de que aparezcan más guardias. Dijo Alexia
Busquemos entre los escombros, debemos encontrarla

Norkul buscó en la habitación del lado, de manera totalmente caótica, tirando al suelo todo lo que no le servía. Yllathana se concentró y empezó a hacer una búsqueda mental por la habitación, pero no logró detectar la caja ni nada que se asemejara.

Norkul lleno de rabia, por su incapacidad de encontrar la caja golpeó el suelo, destruyendolo y se precipitó al abismo.

- Aaahh- Gritó Norkul mientrás caía

Los compañeros acudieron rapidamente y vieron un agujero en el suelo, que aparentemente conducía a unos túneles ocultos.

- Norkul, Norkul – gritaba Sultar - ¿estas bien?
Sí, sí, parece que la caída no es tan grande. Saltad. Parece que esto nos conducerá a donde esta la caja, la casa no era más que el lugar donde se encontraba la entrada.

- Perfecto, vamos.

Los compañeros saltaron al agujero, dentro no se veia nada, ninguna luz entraba, fueron avanzando a ciegas un rato, hasta que Yllathana invocó un hechizo de luz en su báculo, iluminando el camino.

El grupo fue caminando por estos pasadizos subterráneos, que cada vez se adentraban más a dentro de la tierra, más profundo. Lejos del exterior. Pronto empezaron a escuchar unos sonidos agudos, y varias arañas de menor tamaño que la que encontraron arriba aparecieron, Sultar invocó unos cristales que salieron del suelo cuando casí llegaban al grupo matandolas.

La cosa parecía que se complicaba, los túneles subterráneos parecían interminables, mientrás seguían hacía adelante notaron como la humedad iba aumentando, hasta encontrarse con que había agua que les llegaba casí a la mitad de la altura de sus rodillas.

Seguían el camino, y un ruido fuerte se empezó a oir, cada vez más estruendoso era, y vieron aparecer una enorme bola de metal con pinchos alrededor de toda ella, que era del tamaño del túnel, acercándose hacía donde se encontraban a gran velocidad.

Alexia embistió y correrieron para intentar que la enorme bola no les alcanzara, pero cada vez llegaba más cerca.

- ¿No teneis ningún hechizo para detenerla? - Preguntó Norkul
- Lo intentaremos – respondieron los magos

Yllathana consiguió invocar plantas enredaderas para detener el pasó de la bola, pero esta no redujó su paso. Sultar intentó destruirla con sus estalagmitas, y también que bloquearan su paso, pero las estalagmitas, no aguantaron la fuerza destrutiva de la bola y fueron hecha añicos.

- Dejadmelo a mi; así no haremos nada – Dijó Norkul – Necesitó que le tires un hechizo para debilitarla, fuego, hielo, lo que querais, pero que sea algo más débil, así la destruyo.
Bien dijó Sultar.
Sultar invocó su mejor hechizo de hielo, e intentó congelarla, pero falló, Norkul se paró esperando la enorme bola que se acercaba sin que nada la detuviera hacía su destino, aplastarlos y acabar con sus vidas. Norkul desenfundó su martillo y se preparó para dar el golpe definitivo, si fallaba, todos acabarian sus vidas en los túneles lúgubres donde nadie los encontraria.

La enorme bola se acercaba implacamente, cinco metros, cuatro metros, un metro, Norkul estaba esperando para asestar el golpe, concentra toda su fuerza, se coloca para golpear, situando el martillo a la altura de su hombro derecho. La bola semi congelada esta a punto de impactar con Norkul, cuando éste la golpea con toda su fuerza, deteniéndola y finalmente se ve como la bola se agrieta hasta hacerse millones de pedazos.

- Esto se esta complicando, mucha seguridad.
- Sí debe ser algo muy importante lo que se guarda. Sigamos

Los héroes continuaron su viaje hacía sus destinos finales, el camino cada vez se iba estrechando más, y por el camino empezaron a encontrar huesos, cada vez más, iban apareciendo más huesos, huesos con forma humana, pero algunos eran de animales o seres que jamás habían visto, aunque algunos tenían forma estrañamente humana.

Finalmente encontraron lo que parecía el final de los pasadizos subterráneos, una puerta metálica cerraba el camino. Yllathana quien tenía mayores conocimientos de todos en las artes mágicas de alteración, invocó su hechizo más poderoso de abertura de cerraduras, pero pronto descubrieron que estaba sellada por un encantamiento mágico antiguo y de muy alto nivel. Una luz salió de la puerta y los impulsó unos metros atrás.

El suelo empezó a temblar, y empezaron a salir cuatro pilares curvados y en punto y una luz cayó en el centro del area que formaban los cuatro pilares. Unos segundos otros pilares iguales salieron y la luz apareció, claramente era un hechizo de invocación de magia ancestral.

Las figuras se iban aclarando, dos golemsii de metal de gran tamaño apareciron, un golem de color metálico plata mientrás tenía un color dorado. El primer golem llevaba dos grandes mazas, y el segundo iba desarmado.

- Por Vadin, cada vez nos encontramos con más sorpresas en esta misión. - Dijo Yllathana
- Preparados para luchar.

Sultar lanzó una bola de electricidad para destruir los golems, pero ésta no les hizó nada.
- ¿Qué hacemos? Aquí no podemos usar algunas magias ya que hay probabilidades de destruir toda esta construcción y quedemos enterrados.
- Dejadnoslo, dijo Norkul

Norkul y Alexia cargaron atacaron con gran velocidad, esquivando los ataques de los golems, Norkul se subió por el brazo del golem tras esquivar su fuerte ataque con el puño. Se situó sobre los hombros de la criatura y con su martillo mágico golpeó con gran fuerza en la cabeza arrancandola.

Alexia, perforó con su lanza el núcleo del golem, que solía estar en el centro del cuerpo, y mientrás caia se apartó con un salto, para que no la aplastara.

El combate parecía que ya había terminado, habían derrotado los golems. Cuando una luz muy poderosa que cegó a los guerreros durante unos segundos, revivió a los golems quedando completamente restaurados. Los golems atacaron con fuerza renovada, y cada vez haciendo más díficil para ellos esquivarlos. En estos momentos, tenían la moral caída, viendo como sus ataques no les hacían el más mínimo efecto. Dos flechas fueron disparadas clavandose en las articulaciones de los brazos de un golem.

- ¡Nash! ¿Cómo llegaste aquí? - Preguntó Sigfrid completamente sorprendido- ¿Y también Annuar?
- Os seguimos, nos intrigaba que planeabais, y además no nos dijisteis nada, esta nos la debeis.
- Dejen la charla para luego, tenemos problemas peores

Nash continuó atacando con sus flechas a las articulaciones, mientrás Annuar cargó, y Sigfrid lo acompañó cubriendolo. Pero el golem que habían sido bloqueados sus movibilidad, la logró recuperar gracias a su gran fuerza, y golpeó con gran fuerza a Annuar, pero logró esquivar el golpe y darle varios golpes mortales, haciendolo añicos, y luego Sultar lanzó un hechizo que congeló al otro golem, haciendolo frágil completamente, y Annuar logró rematarlo.

Empezaron a celebrarlo, esta vez parecía que sí habían sido destruidos completamente, los golems no se regeneraban, pero mientrás bajaron la guardia el puño de un golem golpeó en el brazo izquierdo de Annuar rompiendole todos los huesos del brazo, y algunas costillas por el fuerte impacto. El otro golem atacó también se recuperaba y su martillo fue directo a Nash, intentó esquivarlo, pero su reacción fue demasiado lenta y quedó inconsciente, y aparentemente mortalmente herido.
__________________
エレンドリエルウィルンニエドSuicida Foro Horda 死神 e Ignis
神風な死女神
  乱麻  壊滅  勇気   恐怖    不羈
elendriel no ha iniciado sesión   Reply With Quote
Old 03-30-2009, 12:55 PM   #19
elendriel
Count
 
elendriel's Avatar
 
Join Date: Aug 2007
Posts: 1,565
elendriel is on a distinguished road
Default

Yllathana los intentó curar, cuanto pudo, pero sus heridas eran muy graves y era imposible curarlo del todo, pero consiguió que sus vidas no corrieran peligro, pero posiblemente jamás podrían volver a luchar.

- Debemos encontrar la fuente mágica que les emane vida.
- Leoamros y yo iremos a por la fuente – Respondió Norkul con ímpetu.

Leoamros y Norkul se separaron del grupo para encontrarla, fueron a buscarla por todos lados, pero no vieron nada que pudiera asemejarse a la fuente de poder, y regresaron.

Sultar, Sigfrid e Yllathana estaban conteniendo a los golems como podían, cada vez estaban más agotados y ya empezaban a temer lo peor.

- No logramos encontrar la fuente mágica – Dijo Norkul
- ¡La teneis que encontrar!
- Tengo una idea, creo que podemos cortar el enlace con la fuente mágica, ¿no dijisteis que estaban manejados magicamente y se tenían un enlace mágico? Entonces si cortamos ese enlace, ya no habrá nada que los domine y puedan ser destruidos, podemos hacer que la magia no le afecte.
- ¡Cierto! Cómo es que no se me ocurrió antes – Dijó Sultar – Enviemos a estos golems al abismo más oscuro del que jamás puedan regresar, Leoamros usemos el poder para sellar la magia, la oscuridad.
- Entiendo. Dakryth – Lanzó hechizo de oscuridad
- Dakryth – Dijo Sultar

Invocaron la oscuridad que rodeó a los dos golems, y observaron como los movimientos de los golems se volvían lentos, hasta finalmente pararse por completo y desmoronarse en piezas, ya que la magia ya no los mantenía animados.

- Yllathana, ¿puedes poner a Annuar y Nash en lugar seguro?
- Sí, voy a preparar el hechizo de teletransporte a Altaruk. Aunque requiere mucha energía y me va a dejar agotada durante mucho tiempo, me va a dejar inútil durante un largo rato, y si debemos volver a luchar no podré ser de ninguna ayuda.
- ¡Hazlo! No podemos dejarlos aquí, y debemos continuar – Respondió Norkul

Yllatahana no respondió y empezó a preparar el hechizo. Dibujó un círculo con un dibujo que hacía como cuatro estrellas juntas. Después del dibujo, Norkul y Sigfrid colocaron a Annuar y Nash dentro del círculo, para enviarlos a altaruk. Yllathana empezó a invocar el hechizo:
Oj Shorat lo Yutrakar
Uybe Trat Yma Okatkar
Majak Trat Astatek ko Astrak ka Toykartik

Una vez conjurado el hechizo una poderosa luz salió del circulo dibujado en el suelo, y los heridos desaparecieron. Regresando al punto de retorno, al punto que había marcado de regreso, poniendolos a salvo de los peligros.

Ahora era el momento de abrir la puerta, Sultar y Leoamros unieron sus fuerzas mágicas para lograr hacer un conjuro conjunto para abrir la puerta que estaba protegida por magia poderosa antigua. Sultar explicó como hacer el conjuro para disipar ese hechizo que la protegía, era un hechizo antiguo, de magia ancestral y se debía realizar sin los báculos. Sultar guió a Leoamros como usar esa magia, magia prohibida hace muchos años, magia que quedó en el mayor de los olvidos, o eso se creia, porque los golems y la protección de la puerta provenian de esa magia. Con un gran esfuerzo lograron disipar el hechizo existente, eliminando toda protección en la puerta.

Norkul concentró toda su fuerza, y golpeó con gran fuerza la robusta puerta de madera que les impedía el paso, destruyendola y dando paso a una enorme sala, la sala estaba completamente iluminada con antorchas, una sala que debía hacer veinte metros de alto, al fondo se observaba una mesa llena de aparatos de alquimia.

Los seis guerreros entraron en la sala, observando como había enjaulados cádaveres de criaturas horripilantes, se podían observar criaturas con forma de komodoiv y cabeza de león, y otros seres de indescriptibles formas.

Se acercaron hacía la mesa de laboratorio de alquimia y vieron la caja, la caja que se suponía que debían recoger, cuando diez enemigos aparecieron de la nada, rodeandolos.

Los enemigos hablaron en syrtense entre ellos, a lo que Sultar sorprendiendo a todos, les habló en su misma lengua, syrtense.

- ¡Desapareced de aquí! Me harté de esto, si no quereis morir idos, no quereis probar lo que es capaz de hacer un brujo.
- Que sorpresa, un inculto y sucio ignita ensuciando nuestra noble lengua, además solo para fanfarronear, y decir soezes. ¡Guerreros matadlos!
- Vaya, un poco de acción, hasta ahora solo había sido un juego – Norkul dijo

El mago syrtense lanzó un hechizo haciendo que el fuego se acercara a ellos, que esquivaron tirandose al suelo, ese fuego creo una pared de fuego. Sultar respondió con un ataque de hielo apagando el fuego. Otro brujo syrtense atacó a Leomros lanzando una poderosa bola de fuego, que paró creando un muro de viento alrededor suyo.

Norkul se abalanzó sobre lo que aparentaba un poderoso bárbaro que empuñaba una espada de gran tamaño, una especie de gran claymore, que de ella emanaba una energía de hielo. Norkul golpeó con gran fuerza, pero éste fue bloqueado con su espada haciendo retroceder al bárbaro. Luego el bárbaro enemigo embistió a gran velocidad, causando un corte en la armadura de Norkul por la parte del estomago, y congelandola alrededor del corte.

Alexia se enfrentó a otros dos guerreros a la vez. Alexia tuvó que usar su estilo de lucha especial, que llama eros. Luchaba sin aparente protección, solo llevando unas muñequeras que casí llegan a los codos, un pequeño top para tapar sus pechos, y unos calzones, que tendrían el tamaño habitual de la ropa interior. Con esta vestimenta solía causar cierta distracción en los enemigos. Un enemigo la ataca ella esquiva el ataque situando la lanza en el suelo, y apoyándose en ella da una fuerte patada al enemigo, noqueandolo. Su compañero la ataca pero sus ataques son esquivados hasta finalmente que Alexia le perfora el pecho con su poderosa lanza.

Sigfrid luchaba contra un caballero, y dos bárbaros. Los tres lo atacaron a la vez, bloqueó con su escudo el ataque del bárbaro, e inmediantamente le hizó un corte en el pecho, pero logró esquivarlo para que no fuera una herida mortal. El segundo bárbaro le atacó con su hacha con la intención de decapitarlo por la espalda, pero esquivó el ataque aganchandose y le clavó su espada en el corazón del enemigo. El caballero ataque con gran fuerza, obligandolo a estar bloqueando sus ataques con el escudo, mientrás el bárbaro que queda con vida lo ataca haciendole caer al suelo. Pero rapidamente se recuperó para poder seguir luchando contra los dos, bloqueando los ataques de ambos, finalmente logra acabra con la vida del bárbaro degollandolo. El caballero, mostró gran habilidad en el combate, y logró herirlo en una pierna, qudando completamente desprotegido y Sigfrid traspasó su cabeza con su espada a través del ojo izquierdo.

El combate entre Norkul y el bárbaro, el bárbaro consiguió causar una profunda herida en el lado derecho superior del pecho, pero esta herida no impedía continuar con el combate a Norkul, que finalmente logro aplastar la cabeza del bárbaro contra el suelo, derramando por el suelo todos sus sesos.

El combate entre los magos ya llegaba a su fin, Leoamros logró enviar al infierno el brujo contra el que se enfrentaba, con una llamarada. Pero mientrás Sultar seguia con su combate. El enemigo invocó un poderoso un hechizo ya apereció de la nada una enorme roca, que Sultar se tuvo que proteger creando un gran escudo. Este hechizo causó una fuerte explosión destruyendo casí por completo todo lo que había en la sala. Por suerte los guerreros se pudieron refugiar de la explosión.

Sultar enrabió, y lanzó un hechizo logrando silenciar al enemigo, impidiendo que pudiera recitar cualquier hechizo, sin poder invocar ningún hechizo ofensivo o defensivo, quedó totalmente vulnerable a la magia de Sultar; extinguiendo su vida con una poderosa explosión de hielo que lo congeló y lo hizó añicos.

Consiguieron recoger la cajita de entre los restos, de la sala, ya que todo había sido destruido. Pero por suerte la caja resistió el hechizo, no se hizó ni un rasguño.
- Al fin, misión cumplida – Dijó Alexia
- ¿Vamos a entregar la caja?, no me gusta nada lo que vi aquí, me temo lo peor. - Dijó Norkul
- Sí, la entregaremos – Respondió Sultar – Pero debemos investigar más. ¿Qué os parece que es todo esto?
- Parecían quimeras, parecían experimentos prohibidos, las quimeras parecían incompletas, errores, creaciones fallidas. - Dijó Yllathana
- Sí, eso parece, y si es como hace muchos años, no dudo que Ignis y Alsius no hagan estas investigaciones de manera paralela. No sé con que objetivo investigan en este campo, pero no es nada bueno, y las consecuencias pueden ser nefastas.
- Salgamos de aquí, debemos intentar descubrir lo que esta pasando, debemos descubrir si hay investigaciones de características similares en Ignis y Alsius y destruir los laboratorios – Dijó Leoamros
- No debemos informar de que hemos descubierto las investigaciones secretas, no creo que quisieran que lo supieramos, nos enviaron en esta misión para conseguir esta caja, pero creo que no tenian previsto que llegaramos tan lejos, pienso que no esperaban que estuviera oculta aquí – Dijó Norkul
- Sí, veamos que hacemos ahora, cuanto antes deberemos empezar con ésto – respondió Sigfrid
- Bueno, ahora debemos regresar, se nos dijó que cuando tuviesemos la caja debiamos volver usando esto. Son piedras del hogar, las únicas que existen, no tengo idea de como las consiguieron, es algo que también me ha intrigado desde el inicio – Dijó Leomaros
Bien vamos.
- Antes de irnos, Sultar ¿Cómo es que conoces esa magia prohibida? Explicame – dijó Norkul
- Ahora no, ya os contaré la historia, en cuanto nos hayamos ido.
Finalmente usaron las piedras, que los llevaron a Altaruk, pero Sultar antes de partir, invocó un poderoso hechizo en lengua antigua:
Et infernus et mors missi sunt
in stagnum ignis
Haec est mors secunda
Et qui non inventus est
in Libro vitae scriptus
missus est in stagnum ignis


Un infierno de fuego apareció, fuego en forma de magma engulló toda la sala, destruyendo todo lo que se encontraba a su paso, mientrás Sultar lanzó su égida de protección para que el fuego no lo golpeara, y desapareció usando la piedra.

En la ciudad de Altaruk se encontraron en la casa de los nobles.

- ¿Por qué tardastes tanto Sultar? - Preguntó Gazzan
- Por nada, me enredé un momento, ya está – respondió Gazzan
- Bien, ahora quiero que me expliqueis la misión, ¿os encontrasteis con problemas?
- No, mi señor todo fue como era esperado, sin sorpresas, aquí tenemos la caja.
- Perfecto, ¿la abristeis?
- No mi señor, tal como fue ordenado
- Si la abristeis lo sabré y os aseguró que no seré piadoso.
- ¡No nos vengas con amenazas, Gazzan! - Respondió Norkul – Y no nos vuelvas a buscar, porque no haremos nada más para un cobarde como tú.
- Yo soy vuestro general
- Ya no – respondieron los seis guerreros a la vez – Ya no os serviremos más, este fue nuestro último servicio.
- Entendido, aún así nos habeis hecho grandes servicios, y como muestra de gratitud por los servicios dados a Ignis, os dejaremos ir, sin ser considerados desertores.

Los guerreros se retiraron, fueron a casa de Leoamros e Yllathana para hablar, y ver como estaban Nash y Annuar que habían sido teletransportados a su casa.

Ya estaban recuperados, y habían recuperado el conocimiento, Norkul y los otros los situaron en antecedentes y les explicaron todo lo que habían descubierto. También le explicaron sus sospechas, y que debían buscar completar la piedra filosofal, para conseguir crear quimeras perfectas, posiblemente mezcla de criaturas poderosas con humanoides, es decir, elfos, enanos o humanos.
__________________
エレンドリエルウィルンニエドSuicida Foro Horda 死神 e Ignis
神風な死女神
  乱麻  壊滅  勇気   恐怖    不羈

Last edited by elendriel; 03-30-2009 at 01:58 PM.
elendriel no ha iniciado sesión   Reply With Quote
Old 03-30-2009, 01:40 PM   #20
elendriel
Count
 
elendriel's Avatar
 
Join Date: Aug 2007
Posts: 1,565
elendriel is on a distinguished road
Default

Cuando se acabe la historia, se subirá el fichero de la historia completa con PDF, con algún capítulo extra posiblemente, y notas explicatorias de muchas cosas que se mencionan en la historia, como menciones a dioses u otras cosas.

El próximo capítulo será un interludio en la trama principal de la historia.
__________________
エレンドリエルウィルンニエドSuicida Foro Horda 死神 e Ignis
神風な死女神
  乱麻  壊滅  勇気   恐怖    不羈

Last edited by elendriel; 03-30-2009 at 01:57 PM.
elendriel no ha iniciado sesión   Reply With Quote
Reply

Tags
bárbaro, leyenda, novela, relato, swordhand

Thread Tools
Display Modes

Posting Rules
You may not post new threads
You may not post replies
You may not post attachments
You may not edit your posts

BB code is On
Smilies are On
[IMG] code is On
HTML code is Off

Forum Jump


All times are GMT. The time now is 01:55 PM.


Powered by vBulletin® Version 3.8.7
Copyright ©2000 - 2024, vBulletin Solutions, Inc.
NGD Studios 2002-2016 © All rights reserved